Felicidad, ¡qué bonito nombre tienes!

Dicen que todo pasa por algo...


Diez días de confinamiento en nuestro hogar, diez días de reflexionar sobre qué estamos haciendo mal y podemos mejorar.


Escribo este post y pienso que tal vez sería un buen momento para reencontrarnos y cambiar para ser una mejor versión de nosotros mismos. Diez días de confinamiento tratando de buscar la mejor definición a la palabra Felicidad.


Vivimos sumidos en el consumismo, en la rutina de ir corriendo de un lado para otro y ser una sociedad inmersa en el cansancio continuo. ¿Para qué? ¿Acaso eso es felicidad?

¿En qué hemos estado basando nuestra felicidad?

¿Esperamos algo material para ser felices?

¿Qué precio debemos pagar para creer que somos felices?


Reflexionemos sobre lo que prima en estos momentos: la salud, la familia y lo verdaderamente importante de la vida, ¡VIVIR!

Me queda la duda si esta pandemia nos ayudará a cambiar nuestra forma de pensar y valorar lo que realmente importa. Si te soy sincera pienso que es tan cabezón el ser humano que volveremos a vivir como antes... ojalá me equivoque, mientras tanto sigo cambiando mi rumbo. Ojalá cambies el tuyo. LOVE

Andrea, Calma&Orden.



4 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo